/ lunes 3 de agosto de 2020

Pierde la CNBV al 19% de su personal

La Comisión Nacional Bancaria y de Valores perdió en menos de un año a 327 colaboradores

El personal de la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV) dominuyó 19 por ciento en menos de un año, en medio de recortes presupuestales y renuncias de personal.

Al cierre de junio, el organismo responsable de supervisar y regular a las entidades del sistema financiero en México, con el objetivo de procurar su estabilidad y la protección de los intereses del público tenía 327 colaboradores menos que en 2019, cuanto contaba con mil 762 plazas.

Según el Presupuesto de Egresos de la Federación, para este año se recortaron 101 plazas de rango medio y alto como directores y subdirectores de área.

Además se eliminaron 52 puestos de inspectores o especialistas; 42 plazas de subdirector, tres de director General Adjuntos y un analista.

A estos recortes se sumó la salida de 226 trabajadores de otros rangos que dejaron el organismo por diversas razones.

Como publicó El Sol de México, Alfonso Romo, el presidente del Consejo Nacional para el Fomento a la Inversión, el Empleo y el Crecimiento Económico, advirtió desde el año pasado al presidente Andrés Manuel López Obrador de la debilidad en la supervisión del sistema bancario.

En el informe Convertir al Elefante en un Caballo de Carreras, que el jefe de la Oficina de la Presidencia entregó el 2 de octubre al mandatario, le previno del riesgo de otro Fobaproa.

Este diario documentó que durante los 18 meses que concluyeron en noviembre pasado más de 274 funcionarios de alto nivel como presidente, vicepresidente, directores generales, directores adjuntos y de área habían renunciado al organismo regulador.

Adalberto Palma, entonces presidente de la CNBV, admitió que la Ley de Austeridad Republicana, que imposibilita a los funcionarios federales a trabajar en el sector privado 10 años después de que dejaron un cargo público, podría propiciar la pérdida de talento en la institución encargada de supervisar y regular a bancos, casas de bolsa, el mercado de valores y otras entidades.

"Me preocupa perder talento, el que sea, no es fácil encontrar el talento para la Comisión, las condiciones son complicadas, pero hasta ahorita las personas que por esa razón se fueron han sido ya sustituidas. Ya sea por una promoción interna o una incorporación interna", dijo el ex funcionario en octubre.

Además del candado que aprobó el Legislativo para que los funcionarios no ocupen puestos en empresas una década después de dejar su cargo público, la política de austeridad del presidente Andrés Manuel López Obrador trajo recortes a salarios en plazas de todas las dependencias y organismos, incluida la CNBV.

Así, un director general adjunto pasó de un salario de 2.5 millones de pesos al año al final del sexenio pasado a uno de 1.7 millones, mientras que un inspector especialista pasó de 562 mil 836 pesos a poco más de 543 mil.

Con una disminución de 234 millones de pesos en su presupuesto para este 2020, el regulador bancario ha recurrido a la subcontratación de personal. A la fecha ha firmado cuatro contratos de servicio especializado con terceros por 64 millones de pesos.

El pago es por personal especializado en áreas como ingeniería, informática, sistemas, economía, derecho y administración, entre otras.

Dichos contratos fueron adjudicados de manera directa o vía licitación a empresas de outsourcing como Darefort, Sinergia Servicios de Planificación Empresarial SA de CV, Consultoría y Soporte Técnico Operativo del Sur y Servicios Empresariales Alquicira.



Te recomendamos el podcast ⬇️

Spotify

Apple Podcasts

Google Podcasts

Acast

El personal de la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV) dominuyó 19 por ciento en menos de un año, en medio de recortes presupuestales y renuncias de personal.

Al cierre de junio, el organismo responsable de supervisar y regular a las entidades del sistema financiero en México, con el objetivo de procurar su estabilidad y la protección de los intereses del público tenía 327 colaboradores menos que en 2019, cuanto contaba con mil 762 plazas.

Según el Presupuesto de Egresos de la Federación, para este año se recortaron 101 plazas de rango medio y alto como directores y subdirectores de área.

Además se eliminaron 52 puestos de inspectores o especialistas; 42 plazas de subdirector, tres de director General Adjuntos y un analista.

A estos recortes se sumó la salida de 226 trabajadores de otros rangos que dejaron el organismo por diversas razones.

Como publicó El Sol de México, Alfonso Romo, el presidente del Consejo Nacional para el Fomento a la Inversión, el Empleo y el Crecimiento Económico, advirtió desde el año pasado al presidente Andrés Manuel López Obrador de la debilidad en la supervisión del sistema bancario.

En el informe Convertir al Elefante en un Caballo de Carreras, que el jefe de la Oficina de la Presidencia entregó el 2 de octubre al mandatario, le previno del riesgo de otro Fobaproa.

Este diario documentó que durante los 18 meses que concluyeron en noviembre pasado más de 274 funcionarios de alto nivel como presidente, vicepresidente, directores generales, directores adjuntos y de área habían renunciado al organismo regulador.

Adalberto Palma, entonces presidente de la CNBV, admitió que la Ley de Austeridad Republicana, que imposibilita a los funcionarios federales a trabajar en el sector privado 10 años después de que dejaron un cargo público, podría propiciar la pérdida de talento en la institución encargada de supervisar y regular a bancos, casas de bolsa, el mercado de valores y otras entidades.

"Me preocupa perder talento, el que sea, no es fácil encontrar el talento para la Comisión, las condiciones son complicadas, pero hasta ahorita las personas que por esa razón se fueron han sido ya sustituidas. Ya sea por una promoción interna o una incorporación interna", dijo el ex funcionario en octubre.

Además del candado que aprobó el Legislativo para que los funcionarios no ocupen puestos en empresas una década después de dejar su cargo público, la política de austeridad del presidente Andrés Manuel López Obrador trajo recortes a salarios en plazas de todas las dependencias y organismos, incluida la CNBV.

Así, un director general adjunto pasó de un salario de 2.5 millones de pesos al año al final del sexenio pasado a uno de 1.7 millones, mientras que un inspector especialista pasó de 562 mil 836 pesos a poco más de 543 mil.

Con una disminución de 234 millones de pesos en su presupuesto para este 2020, el regulador bancario ha recurrido a la subcontratación de personal. A la fecha ha firmado cuatro contratos de servicio especializado con terceros por 64 millones de pesos.

El pago es por personal especializado en áreas como ingeniería, informática, sistemas, economía, derecho y administración, entre otras.

Dichos contratos fueron adjudicados de manera directa o vía licitación a empresas de outsourcing como Darefort, Sinergia Servicios de Planificación Empresarial SA de CV, Consultoría y Soporte Técnico Operativo del Sur y Servicios Empresariales Alquicira.



Te recomendamos el podcast ⬇️

Spotify

Apple Podcasts

Google Podcasts

Acast

Policiaca

Bloquean palacio de Mixquiahuala

Trabajadores dicen los despidieron de forma arbitraria

Local

Casi la mitad adeuda predial en Cuautepec

Los rezagos se registran principalmente en la zona urbana

Sociedad

México suma 715 mil 457 casos por Covid-19

Hubo un aumento en las últimas 24 horas de 5 mil 408 contagios

Local

Respaldo total a las mujeres en su deseo de progreso

Enfatizó Salvador Neri aspirante tricolor a la alcaldía de Acaxochitlán en recorrido por El Tejocotal

Local

Un gobierno transparente y de rendición de cuentas

Así lo proyecta Agustín Ramírez candidato priista a la presidencia de Agua Blanca

Local

Obra pública será prioridad: Carolina Ramírez

La candidata del PRD comentó que le han llegado quejas por obras inconclusas o inexistentes

Salud

Adicciones durante el confinamiento

Entrevistamos a una especialista sobre cómo disminuirlas y cómo prevenir recaer durante la estancia en casa